Antonia en: "Ah... así que era por esto..."


Ayer a la noche salí finalmente con Santiago. La verdad es que después de toda la situación histérica del otro día de la cena y además de que tiene novia, lo único que me interesaba era pasar unas horas agradables hablando y tomando algo… ¡Mentira! ¡Para que voy a mentirles! Lo único que quería era que me llevara a su dpto. y saltáramos directo al postre. La cosa es que es que yo no me acordaba porque me gustaba tanto este tipo que me tenía como a un títere de acá para allá y al final de la velada pude recordarlo.

Obviamente él era un caballero (de cabellera rubia) y no me iba a agarrar de la porra y llevarme directo a su cama (aunque él también sólo quería eso). Seamos sinceros, no iba a dejar a su novia, no iba a ser yo la mujer de su vida pero… por ahí, sólo por esa noche, sí que lo era. Entonces, para que dar rodeos al tema, si los dos queríamos lo mismo en ese momento. Si a veces la noche es tan corta para que gastarla en palabras que al fin y al cabo tienen un solo objetivo. Just do it boy!

Llegué a su dpto. en Palermo y había dispuesto unas tapas y un vino tinto sobre una mesa ratona. De fondo: Jazz… y la luz del cañon que proyectaba unas fotos antiguas en blanco y negro. Paula (su novia médica) estaba de viaje por un congreso en USA. El escenario perfecto.

Charlamos animadamente un rato. Calmó mi “ansiedad”. Nos reímos mucho de nosotros mismos. Nos sacamos los zapatos. Bebimos media botella más de vino. Se disculpó por el otro día. Apagamos nuestros celulares. Se fue al baño. Miré las fotos colgadas sobre las paredes… y ahí, antes que la ilusión de lo que no es me invadiera, desvié mi mirada… Volvió. Se acerco. Me besó.... ¡Ay chic@s! no se imaginan ese beso… tibio, dulce y con la presión justa. Se sentó al lado al lado mío. Me miró con esos increíbles ojos que expresan todo y al mismo tiempo nada y me volvió a besar. Y ahí, en el piso, nos desvestimos y ahí, desesperados y calmos al mismo tiempo, nos acariciamos hasta casi perder el aire… El resto es historia conocida…

Me quedé hasta la mañana temprano. Como muchas otras veces, junte mis cosas, volví a mirarlo (aún dormía), abrí la puerta y me fui dando otro suspiro…. Parece que la que siempre se va soy yo…


"40 días y 40 noches" de Michael Lehmann

4 Response to "Antonia en: "Ah... así que era por esto...""

  1. Consuelo Says:
    24/6/10 19:24

    "Me quedé hasta la mañana temprano. Como muchas otras veces, junte mis cosas, volví a mirarlo (aún dormía), abrí la puerta y me fui dando otro suspiro"
    Me siento muy identificada amiga. . . también soy yo la que siempre se va!!

  2. Anónimo Says:
    24/6/10 19:28

    "..porque en tus ojos están mis alas, y está la orilla donde me ahogo.."

  3. Anónimo Says:
    25/6/10 8:25

    seguimos tratando con prioridad a quien nos trata como opcion...

  4. Lia Gutierrez (Aurelia) Says:
    26/6/10 2:29

    "Iris, en las películas tenemos a la protagonista, y a la mejor amiga. Tú eres la protagonista. Pero por alguna razón te estás comportando como la mejor amiga."

    El descanso:
    http://www.youtube.com/watch?v=VGdS6tXa-UI&feature=related

Publicar un comentario